Cabe recordar que Lértora estuvo varios meses sin jugar por un conflicto con la dirigencia, lo que derivó en su salida del club rumbo a Arsenal, luego Belgrano y finalmente a Colón. En el Tomba jugó 92 partidos, pero no convirtió ningún tanto.