Por Juan Manuel Quiroga

Godoy Cruz jugó el pasado domingo frente a Rodeo del Medio por la Copa Mendoza. El Tomba cayó por penales, pero el resultado pasó a un segundo plano, ya que lo más importante fue que los hinchas pudieron volver a alentar a su equipo al Feliciano Gambarte. Igualmente ni los dirigentes ni la Liga Mendocina de Fútbol, organizador del torneo, cumplieron con los requisitos y sufrirán sanciones por parte del municipio.

El intendente de Godoy Cruz, Tadeo García Zalazar, habló con Radio Nihuil en la mañana del miércoles y explicó lo siguiente: «el Gambarte desde el 2016 tiene inhabilitadas las dos tribunas (este y sur). En el partido del domingo se usó la sur y por eso corresponde una multa al club«.

Resultado de imagen para tadeo garcía zalazar tomba

Sobre si los organizadores del evento les consultaron sobre el partido, comentó: «ni la Liga ni el club nos avisaron del evento. Cualquier evento masivo debe cumplir una serie de requisitos. Las ordenanzas son muy parecidas en todos los municipios. Tienen que ver con la seguridad, las ambulancias, si están marcadas las salidas de emergencias y demás. El municipio tuvo que hacer las inspecciones de oficio y se constató que no estaban hechas las obras que se le pidió al club que se hicieran en el 2016. Por eso se le va a aplicar una sanción al club Godoy Cruz y a la Liga Mendocina.».

Para concluir, el intendente detalló los pasos a seguir para que el Gambarte sea habilitado: «se necesita una serie de obras con un análisis de la estructura sismo resistente. Esto significa que hay que ver si el hormigon y los hierros están adecuados. Es un estudio que en seis o siete días se puede hacer. Por eso me extraña que en tres años no lo hayan hecho».